viernes, diciembre 20, 2013

Diciembre de 1963 (¡Qué noche...!)

Esto es complicado y sencillo al mismo tiempo, hay canciones que son para recordar, exaltar, confirmar, preguntarle al viento, al futuro, a dolerse, conmemorar, al vivir, al ser, al estar, al puro divertimento.

Y así, hay canciones de todo tipo, de todo todo tipo.

Ahora es Diciembre de 2013, y es también mes de un cincuenta aniversario.

Finalmente esto es honrar, conmemorar de cierta manera una canción, una canción que estuvo de moda allá por el año 1975. No es ese el aniversario en sí al que hay que conmemorar sino EL nombre de la canción.

Es el NOMBRE de la canción la memorable: es la de Frankie Valli y las 4 Estaciones, la de December, 1963 (oh, What a Night!), Diciembre de 1963, (oh, ¡qué noche!).

Pues, la escuchamos y sí, nos gustaba, como nos gustaban muchas de aquellos deliciosos años sin problemas y sin mortificaciones, en las que sólo estudiábamos y estudiábamos y esperábamos el viernes y el sábado como lo más importante de nuestras vidas.

Pero como muchas cosas en la vida, no sabíamos del todo lo que escuchábamos. Algunas cosas sí, ¿pero hasta que punto entendíamos la letra en todas sus capas de una canción particular?

Así que, como labor social tal y como me caracteriza, pondré el video y la letra, con todo gusto :D


)

Oh, what a night
Late December back in sixty-three
What a very special time for me
As I remember what a night.

Oh, what a night
You know I didn't even know her name
But I was never gonna be the same
What a lady, what a night.

Oh I, I got a funny feelin' when she walked in the room
Yeah my, as I recall it ended much too soon.

Oh, what a night
Hypnotizin', mesmerizing me
She was ev'rything I dreamed she'd be
Sweet surrender, what a night.

I felt a rush like a rollin' ball of thunder
Spinnin' my head around 'n' takin' my body under
Oh what a night.

Oh I, I got a funny feelin' when she walked in the room
Yeah my, as I recall it ended much too soon.

Oh what a night, why'd it take so long to see the light
Seemed so wrong, but now it seems so right
What a lady, what a night.

Oh, I felt a rush like a rollin' ball of thunder
Spinnin' my head around 'n' takin' my body under
Oh what a night (do do do do do, do do do do do)

Oh what a night (do do do do do, do do do do do)
Oh what a night (do do do do do, do do do do do)
Oh what a night (do do do do do, do do do do do

Así las cosas, no, no sabíamos con exactitud. Gozábamos del buen ritmo, de la buena música. De todo.

Con los años ves esto y lo lees con atención y te das cuenta de cómo son los ritos de paso de los seres humanos al crecer en todas esas otras capas que muchos prefieren no comentar. Son de todo tipo, son de todos sabores. La mayoría llegan, la mayoría recuerdan.

Negar que ocurren es tapar el sol con un dedo. 

Ignorarlos, igual. Alguien tiene que mencionarlo alguna vez en algún lado. 

No hay valentía o novedad. Sólo hay que mencionarlos.

Pero eso sí, de esos ritos de paso, unos se recordarán más que otros... 

Oh sí.

Todas las bebidas, todas las vacunas.

Pasen buen lunes 9 de diciembre.

No hay comentarios.: