viernes, enero 31, 2014

El Padre de todos los dilemas, ser o no ser....



Ahora hablaré de los dilemas, no, no será tan complicado, no hablaré de los dilemas que te ocurren, o me ocurren u ocurren alrededor del mundo, sólo hablaré de la máxima evocación del concepto del dilema en sí.

Y que mejor que poner el texto de uno de los mejores escritores de la historia y que en su gran talento se le ocurrió exponerlo como un monólogo del cual el 99.999% del mundo sólo conoce las primeras 8 palabras.

Recordar los que saben y para que sirva de contexto para los que la hemos leído o visto, pero que no nos acordamos mucho, que este monologo o soliloquo lo expresa Hamlet en medio de la duda de si seguir vivo o de suicidarse en medio de grandes tragedias familiares, pero reconoce que el morir es peor. 

Son temas de venganza y muerte, nada de qué preocuparse a menos que vivas en Dinamarca en esos años sin cable o Iphone del segundo siglo del pasado milenio.

Así las cosas, con ustedes, William Shakespeare:

(Lease pausado y pensando/reflexionando lo que se está leyendo y no, no sé si es la mejor traducción). 

***

“Ser o no ser… He ahí el dilema.

¿Qué es mejor para el alma, sufrir los insultos de la ultrajante Fortuna, golpes, dardos, o levantarse en armas contra el océano del mal, y oponerse a él y que así cesen?

Morir, dormir… Nada más; y decir así que con un sueño damos fin a las llagas del corazón y a todos los males, herencia de la carne, y decir: ven, consumación, yo te deseo.

Morir, dormir, dormir… ¡Soñar acaso! ¡Qué difícil! Pues en el sueño de la muerte ¿qué sueños sobrevendrán cuando despojados de ataduras mortales encontremos la paz?

He ahí la razón por la que tan longeva llega a ser la desgracia.

¿Pues quién podrá soportar los azotes y las burlas del mundo, la injusticia del tirano, la afrenta del soberbio, la angustia del amor despreciado, la espera del juicio, la arrogancia del poderoso, y la humillación que la virtud recibe de quien es indigno, cuando uno mismo tiene a su alcance el descanso en el filo desnudo del puñal?

¿Quién puede soportar tanto? ¿Gemir tanto? ¿Llevar de la vida una carga tan pesada? Nadie, si no fuera por ese algo tras la muerte —ese país por descubrir, de cuyos confines ningún viajero retorna— que confunde la voluntad haciéndonos pacientes ante el infortunio antes que volar hacia un mal desconocido.

La conciencia, así, hace a todos cobardes y, así, el natural color de la resolución se desvanece en tenues sombras del pensamiento; y así empresas de importancia, y de gran valía, llegan a torcer su rumbo al considerarse para nunca volver a merecer el nombre de la acción.

Pero, silencio… la hermosa Ofelia, ¡Ninfa, en tus plegarias, jamás te olvides de mis pecados!”

***

Lo demás, se tiene que leer en Hamlet, ver el contexto en el cual Hamlet lo dice, en qué circunstancias, y a donde conllevan sus reflexiones dichas en voz alta.



Por si alguien los quiere leer en inglés: 

Porque para esto hay como 21 versiones diferentes, y de traducciones, ni se diga.


En español:


Tengo la firme creencia de que leer te hace libre. Te hace pensar, te hace viajar, mirar hacia dentro de ti. 

Hamlet y muchas más de las obras de Shakespeare, y de muchos clásicos, hablan de eso que ya no se menciona mucho en los textos de hoy en día, el tema de la condición humana. Aún y que todo lo que hacemos, pensamos, deseamos, extrañamos conforman la condición humana, la frase no se menciona mucho.



En fin, dos avisos:

Uno:

Por cierto, tengo tres ejemplares de Technotitlan Año Cero (en dos tomos), dos de Sangre de Neón (también en dos tomos), y dos de cuentos de Pájaro Vespertino, mándenme un inbox por si están interesados. Saludos!!!

Si están interesados, hasta podría hacer más, sólo díganme...


Dos:

Próximo curso de "Descubre Linkedin, las Redes Sociales y Networking", pls otro inbox si están interesados/as o por información...

Gracias y buen día, y linda semana y no guarden sweateres que hará frío el miércoles, ¿ok?

No hay comentarios.: